Home » Publicaciones » Blog » Cómo tener una buena salud bucal

Una dieta adecuada, la práctica moderada de ejercicio físico y una buena salud bucal son algunos de los principales pilares sobre los que se debe sustentar nuestra salud. Obviamente vamos a centrarnos, en las siguientes líneas, sobre lo que deberías hacer con tu boca, tanto para mejorar tu calidad de vida como para mantener una sonrisa bonita.

Cómo tener una buena salud bucal

La salud bucodental pasa por la prevención. Cepillar los dientes después de cada comida (especialmente por las noches) es la mejor medida que podemos tomar. Se trata de una costumbre que deberíamos mecanizar desde pequeños y que debe tener una duración aproximada de dos minutos, utilizando dentífricos con flúor.

Acostúmbrate a llevar siempre un cepillo de dientes encima, sobre todo si sueles comer fuera de casa. Una buena idea es tener uno siempre en el trabajo. Tu boca te lo agradecerá.

Acude siempre al mismo dentista. Te conoce y sabe la evolución de tus patologías y tratamientos. Siempre que estés satisfecho con su atención, es la mejor opción. En línea con esta recomendación, huye de las ofertas escandalosamente bajas. Es cierto que en muchas ocasiones son promociones para atraer clientes, pero nunca está de más informarse sobre lo que incluye el tratamiento anunciado.

Deja de fumar. No solo provoca mal aliento y tiñe el color de tus dientes. Además es la primera causa de cáncer oral, el quinto tipo más frecuente.

Vigila tus dolores de cabeza, espalda y cervicales. Cuando no se detecta el origen, este puede estar en la articulación de la mandíbula.

Cuida la boca desde la infancia. A los bebés hay que limpiarles las encías, y luego los dientes, con gasas mojadas en agua. Cuando crecen un poquito, usa un cepillo de dientes sin dentífrico.

Si te quieres blanquear los dientes, ponte en manos de tu dentista. Primero, porque los productos blanqueantes son abrasivos y hay que manejarlos con cuidado. Y segundo, porque antes de realizar un tratamiento de este tipo hay que asegurarse de que la dentadura está libre de caries y de otras patologías.

Siguiendo estas sencillas pautas conseguirás una boca, y una salud en general, mucho más sanas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.